Logo EstoesAtleti.es
Logo EstoesAtleti.es
Logo Messenger
Logo whatsapp
Rodrigo de Paul celebrando su gol contra el Athletic Club

La estadística de Rodrigo De Paul que le coloca como uno de los mejores de Europa

El centrocampista argentino está cuajando una temporada notable con el Atlético de Madrid y es un fijo para Simeone

En la actualidad, hay opiniones dispares sobre la temporada de Rodrigo De Paul. El argentino, que es un fijo para Diego Pablo Simeone, al igual que sus compañeros, ha tenido subidas y bajadas de rendimiento a lo largo de este año. Se podría decir que ha ido a la par que toda la plantilla, en una constante montaña rusas de grandes y malos momentos.

A pesar de ello, en términos individuales, parece que el campeón del mundo sigue manteniendo un nivel óptimo desde que fichó por el Atlético de Madrid en 2021. Traspasado por 35 millones de euros (según Transfermarkt) procedente del Udinese, De Paul disputó 48 partidos con tan solo 6 participaciones de gol: 4 tantos y 2 asistencias. Unos números que superó con creces en la siguiente campaña donde 3 goles y 8 pases de gol.

Parecía que el argentino, poco a poco, se iba acomodando al estilo de Simeone, convirtiéndose en alguien indiscutible en sus planes. Esta temporada se proyectaba como la consolidación de Rodrigo De Paul como jugador del Atlético de Madrid. Obligado a dar un paso adelante  tras ganar el Mundial, el argentino se veía con el deber de convertirse en una pieza vital en el centro del campo.

Algo que, para muchos, ha conseguido, aunque para otros, no tanto. Y es que, a pesar de bajar sus participaciones de gol a  3 goles  y 5 asistencias, el papel de Rodrigo De Paul en el medio es fundamental. Respaldado, normalmente, por Koke como "5", y por Barrios o  Llorente en el interior, recae sobre el argentino el peso de realizar los pases más arriesgados entre líneas.

Así lo demuestran las estadísticas, pues según WHOSCORED, Rodrigo De Paul es el quinto jugador con  mejor porcentaje en pases directo (57,1%) en las cinco grandes ligas europeas. Y no es para menos, pues el argentino es uno de los jugadores que más intentos realiza  a la hora de buscar a sus compañeros dentro del área. Esto le convierte en uno de los centrocampistas con más intenciones ofensivas del club rojiblanco.

Su mes más ofensivo

Más allá de las asistencias, De Paul  también se caracterizaba por su golpeo del balón de cara a puerta. No obstante, parece que es una faceta que poco a poco ha ido perdiendo desde que llegó al Atlético de Madrid. Esta temporada, de hecho, es la menos goleadora junto a la pasada.

De Paul celebrando
De Paul celebrando su gol ante el Dortmund | X: @Atleti

Dos de esos tres goles que ha anotado este año,  han llegado en el último mes. El primero de ellos, en la ida de Cuartos de Final de la  Champions League contra el Borussia Dortmund, donde aprovechó un regalo del portero rival para marcar. El segundo, durante el pasado fin de semana frente al Athletic Club, donde su disparo desde el borde del área golpeó a un rival y desvió la trayectoria a Unai Simón.

La afición le pide mucho más a Rodrigo De Paul a pesar de sus grandes momentos. Son conscientes del precio que pagó el club por él y creen que un jugador de su nivel debería aportar más al equipo. Aun así, todo parece indicar que seguirá siendo uno de los pupilos principales  de Diego Pablo Simeone para la próxima temporada.