Logo EstoesAtleti.es
Logo EstoesAtleti.es
Logo Messenger
Logo whatsapp
Virginia Torrecilla ha anunciado este cuatro de enero su retirada del fútbol profesional

Un icono del Atlético de Madrid Femenino anuncia su retirada a los 29 años

La futbolista mallorquina Virginia Torrecilla, exjugadora del Atlético de Madrid, ha comunicado este cuatro de enero su retirada del fútbol profesional a los 29 años, dejando antes de finalizar la temporada los terrenos de juego

El cuatro de enero de 2024 será un día siempre recordado para todos los aficionados al fútbol femenino, y más por los seguidores del Atlético. En esta fecha, anunció su retirada uno de los mayores iconos de la historia colchonera: Virginia Torrecilla. La actual futbolista del Villarreal ha comunicado que deja el mundo del fútbol profesional a los 29 años de edad.

A través de sus redes sociales, Torrecilla, que abandonó la disciplina colchonera esta temporada, quiso anunciar su decisión. A la espera de que se le dé la baja federativa, tal y como anuncia Relevo, una futbolista que ha hecho historia dice adiós. Eso sí, no se alejará demasiado de los terrenos de juego, ya que ha comunicado que seguirá vinculada al “deporte que tanto me ha dado”.

Virginia Torrecilla, una jugadora que ha trascendido el deporte

Virginia, que formó parte del Atlético de Madrid desde el 2019 hasta el 2023, ha conseguido trascender los terrenos de juego. Tras llegar a la capital procedente del Montpellier, la mallorquina llegaba como la mejor jugadora de España en el Mundial de Francia. Su etapa en Madrid no fue la esperada, ya que tuvo que alejarse demasiado tiempo de los campos, del deporte que tanto ama.

Una dura enfermedad ante la que tuvo pelear al 100% no le permitió poder regresar en enero de 2022. En ese momento, pudo volver a vestir la camiseta del Atlético en la final de la Supercopa de España, cuando las colchoneras cayeron de forma contundente ante el FC Barcelona. Ese día, el resultado era lo de menos, ya que la Ciudad del Fútbol se vino abajo para ovacionar el regreso de una auténtica referente.

Durante su lucha, Virginia fue actualizando a través de sus redes sociales sus avances. En su camino, no estuvo sola, toda la sociedad estuvo a su lado, peleando junto a ella. El mundo del fútbol no fue una excepción, y el Atlético, menos.

El cuadro colchonero, desde el primer momento, se volcó con su futbolista, a la que apoyó en todo momento. Dos renovaciones demostraron la gran confianza que tenía el conjunto de la capital de España en una futbolista que estaba empezando a ser algo más. Con el paso del tiempo, Virginia demostró que era un referente, un ejemplo de vida, gracias a su actitud, su espíritu y su eterna sonrisa.

El mensaje de despedida del fútbol profesional de Virginia

Como se mencionaba anteriormente, Torrecilla usó sus redes sociales para anunciar su retirada del fútbol profesional. A través de un pequeño repaso de los clubes que habían formado parte de su carrera, entre los que se encuentra el Atlético, la ya exfutbolista quiso mandar un mensaje. Uno en el que quiso dar las gracias a todos aquellos que la habían apoyado.

“Quiero acabar mi carrera deportiva como futbolista profesional y me ha costado mucho. Es verdad que no estaré dentro del campo a lo mejor para poder ayudar, pero estaré fuera para ello. Aprovechad lo bueno que al final dejamos la gente veterana como yo”.

“Me da mucha pena haber tenido que acabar así. Solo quiero desearos suerte y dar las gracias a toda la gente que ha estado conmigo, que me habéis apoyado”.

Virginia, un icono del Atlético de Madrid

En su etapa en Madrid, tras su vuelta, Virginia no contó con demasiados minutos, pero, partido a partido, no dejó de pelear. Esto no pasó desapercibido para una afición conocida por su exigencia, por el sacrificio que le piden a todos que se ponen esta camiseta. Torrecilla no solo la honró, sino que se convirtió en uno de los mayores iconos del club.

La afición no dejó de llevarla en volandas, y, el día de su despedida en Alcalá, ante el Granadilla, la gente fue un clamor. Tanto sus compañeras como sus rivales le hicieron un más que merecido pasillo, símbolo de lo que supone Virginia para el fútbol español. Ahora, con su retirada, deja un legado importante, y que está directamente relacionado con los valores del Atlético: nunca hay que dejar de creer.