Logo EstoesAtleti.es
Logo EstoesAtleti.es
Logo Messenger
Logo whatsapp
Imagen de un campo de fútbol junto a Diego Pablo Simeone

Griezmann marca el ritmo en Vigo por triplicado: el 1x1 de los jugadores del Atlético

Los rojiblancos golearon a los celtistas

El Atlético de Madrid hizo frente a un duro partido ante el Celta de Vigo en Balaídos. Los rojiblancos regresaban del parón de selecciones recuperando a varios lesionados y con el objetivo de mantener la buena racha. Un estadio con mucho público fue testigo de un buen partido de los suyos, dando la cara con un futbolista menos, pero cediendo la derrota.

¿Cómo jugaron los futbolistas del Atlético de Madrid?

Oblak: Espectador

Tuvo poco trabajo el portero esloveno. Pudo fallar tras un disparo de fuera del área, pero detuvo el balón en la línea. Buena actuación del portero. 

Defensas

Marcos Llorente: Desubicado

El mediocentro español tuvo que regresar al lateral derecho supliendo a Nahuel Molina. El propio Llorente dijo que no le gustaba esa posición y en Vigo quedo clara la razón de sus problemas en esa zona. Le cuesta amoldarse a un puesto donde tiene más responsabilidades defensivas y menos opciones de subir hasta la línea de fondo y crear ocasiones peligrosas. 

César Azpilicueta

Uno de los defensores que peor comienzo de partido tuvieron en Balaídos. El ex del Chelsea tuvo errores a la hora de sacar la pelota jugada en campo propio, provocando contragolpes peligrosos del equipo gallego. 

Witsel: Cumplidor, a pesar de todo

El central belga tiene muchas carencias para ser central, pero es de los pocos que siempre está disponible. Cuando no hay presión alta del rival, Witsel maneja los tiempos a las mil maravillas. Se le nota por debajo de lo que necesita el equipo en velocidad, pero cumple con lo que se le pide.

Mario Hermoso: Desprotegido

En cuanto el Celta robaba la pelota, el central español se quedaba fuera de sitio a la hora de volver a su área. Tuvo en Larsen a un rival más que complicado, perdiendo siempre en el cuerpo a cuerpo. En muchas ocasiones, dejaba a un lado la idea de salir jugando y buscaba balones en largo que no llegaban a ningún compañero. 

Samu Lino: Enérgico

La electricidad del brasileño está siendo una de las mayores armas ofensivas para el equipo de Simeone. Siempre busca encarar y se nota que se ha adaptado a la perfección al puesto de carrilero desde el punto de vista defensivo. En Vigo, estuvo permanentemente buscando el uno contra uno, siendo un peligro constante para los celtistas. 

Sala de máquinas

Koke: Timón del equipo

La presencia del capitán es lo que otorga todo el sentido al planteamiento de Simeone. Koke era el jugador que bajaba a recibir la pelota y ayudar en la salida de la pelota. No será el más rápido, pero siempre está colocado donde requiere su posición. 

Pablo Barrios: MVP

Un jugador que está demostrando toda la personalidad del mundo. En Vigo, recuperó la misma versión que tenía antes de la lesión en Roma. Sin miedo a la hora de sacar la pelota jugada con sus pies, fue uno de los mejores para solventar la presión de los locales.

Saúl: Confiado

La nueva versión del futbolista alicantino es muy beneficiosa para el Atlético. La fortaleza aérea de Saúl es clave para ganar duelos en el centro del campo y su llegada por banda daña a los laterales rivales. 

Delantera

Antoine Griezmann: Goleador sin energía

Tras un parón de selecciones donde jugó dos partidos con Francia, se vio en Vigo un Griezmann apagado de lo normal. Sin embargo, cogió todos los galones y fue el encargado de abrir el marcador desde el punto de penalti y dar aire al Atlético. Aun así, se le vio con poco ritmo cuando le tocaba bajar a defender, pero pudo sostenerse para marcar su Hat-Trick. 

Álvaro Morata: Inteligente

En un partido donde no está teniendo ocasiones, el delantero rojiblanco abrió el camino al Atlético. Provocó el penalti y expulsión del portero del Celta en la primera mitad, dejando a Griezmann marcar el gol del desempate. El Atlético abusó demasiado de los centros ante una defensa muy poblada donde nada podía hacer Morata. 

Suplentes

Rodrigo de Paul: Cambio de cara

El desempeño del argentino en el centro del campo cambia radicalmente al Atlético. Un Rodrigo de Paul a buen nivel da toda la tranquilidad del mundo al equipo cuando no hay ideas para jugar la pelota. Desde que saltó, el equipo mejoró y terminó goleando al Celta. 

Ángel Correa: El séptimo de caballería

Vaya como vaya el partido, el argentino es un seguro de vida para el Atlético. Los movimientos de Correa dan aire al equipo cuando hace falta algo nuevo en campo contrario. El argentino saltó en la segunda mitad y sus movimientos generaron la sentencia con el tercer gol rojiblanco.

Nahuel Molina: Indispensable

El lateral argentino es uno de los jugadores más importantes en el esquema de Simeone. Saltando tras el descanso ante el Celta de Vigo, se nota, evidentemente, que es muy superior a cualquier compañero en el carril derecho. Regaló el Hat-Trick a Griezmann en la segunda parte. 

Riquelme: Revolucionario

Simeone le dio la oportunidad de jugar más arriba y demostró todas sus virtudes en ataque. Regate, presión y siempre buscando el uno contra uno. Cuando le toca defender se nota que le cuesta, pero estuvo siempre dispuesto a moverse por todo el campo. 

Soyuncu: NS/NC

Jugó 15 minutos y pudo ir cogiendo forma tras su lesión en el anterior parón de selecciones. Fuerte en la disputa y con criterio a la hora de sacar la pelota jugada. Buenos minutos. 

Logo de WhatsAppNOVEDAD WHATSAPP: ¡Pincha aquí para recibir GRATIS las noticias más exclusivas del ATLÉTICO DE MADRID en WhatsApp!